Postgrado en Marketing Online Comunicación y marketing digital

Universitat Autònoma de Barcelona

¿Qué ideas básicas debemos conocer sobre JavaScript?

JavaScript es un lenguaje de scripting: esto significa que es un lenguaje que se interpreta en el navegador, no en el servidor. Esto nos permite interactuar tanto con los datos del navegador como con los del docu­mento HTML pudiendo:

– Realizar peticiones HTTP de manera independiente.
– Forzar la actualización de un documento HTML.
– Modificar un documento HTML, etc.

Actualmente todos los navegadores tienen integradas las funcionalidades necesarias para ejecutar JavaScript. Esto se debe a que es un estándar oficial y abierto y no necesitamos la compra de una licencia para desarrollar con este lenguaje.

Como nos explica Juan Manuel Fernández, arquitecto de software e investigador, hay que tener presente que JavaScript no tiene relación con Oracle Java ya que son lenguajes totalmente diferentes y tienen aplicaciones diferentes. Java no está limitado a las funcionalidades que le ofrece un navegador mientras que JavaScript, sí. Así mismo, Java sirve para programar en entornos tan variados como pueden ser un PC, un móvil o un gran servidor, estén o no relacionados con la web.

Al ser un lenguaje Web interpretado no se crea un programa como tal. No hay un punto de inicio y uno de fin. La ejecución de un código JavaScript se hace mediante llamadas a funciones para responder a even­tos que suceden en la navegación. Es decir, lo que hacemos es decirle al navegador que cuando pase un evento (por ejemplo, un clic en un botón) debe hacer algo (como mostrar una ventana de alerta).

Trabajando en JavaScript se deben programar todas las acciones que queramos realizar y esto puede ser largo, caro y complejo, incluso cuando se programa una misma tarea diversas veces. Para mejorarlo se reutiliza el código, situándolo en un fichero externo al documento HTML, de la misma manera que el de CSS. Así podemos utilizar estas funciones siempre que las necesitemos desde cualquier página.

Librerías

Siguiendo esta filosofía existen gran cantidad de ficheros con funcionalidades implementadas por terceras personas para su uso en otros sitios web. Estos ficheros se denominan bibliotecas de funciones (o libre­rías) y pueden ser propietarias o libres.

Gracias a ellas podemos solucionar problemas complejos de manera simple, ya que ofrecen funciones para gran variedad de contextos y soluciones que no podríamos programar nosotros. Algunas de las li­brerías más conocidas son jQuery, Dojo, Prototype, Open Rico, Sylvester, etc. Si quieres saber más, visita Javascript Libraries.

* Más información del Postgrado en Comunicación y Marketing Digital

Alfredo Ruiz

Experto en estrategias de comunicación y contenidos para empresas y personas. Especializado en posicionamiento de marca, Content Marketing y mejora de Currículum. Autor de “Guapos y pobres” y otros libros inclasificables. Apasionado de la divulgación y la comunicación. Más sobre mí en www.madeinalf.com/home