Postgrado en Marketing Online Comunicación y marketing digital

Universitat Autònoma de Barcelona

¿En qué grandes fases se divide la historia de Internet?

Simplificando, podemos dividir la historia de Internet en 3 etapas (web 1.0, web 2.0 y web 3.0), en función de los principios imperantes en cada momento.

La Web 1.0 se caracterizaba por el broadcast, es decir, por la existencia de grandes emisores de contenidos que pretendían aglutinarlo todo (Terra, Inicia…). En este contexto el usuario era un sujeto totalmente pasivo y las webs una especie de “jardines vallados”, es decir, espacios delimitados y cerrados. Aunque definir fechas para estas etapas es algo complejo, podríamos datar la web 1.0 desde 1991 a 2003.

En la Web 2.0, el usuario pasa a formar parte activa del proceso, es decir, a generar contenidos, algo que hace de diferentes maneras: subiendo vídeos a YouTube, colgando fotos a Flickr, votando contenidos, publicando artículos en su blog, generando comentarios… El paso de un modelo 1.0 al 2.0 es, sin lugar a dudas, un momento clave en la historia de Internet. Un cambio radical que transformó completamente la forma en que entendemos los procesos colaborativos y la misma naturaleza del conocimiento. El cambio más importante radica en que el usuario pasó a ser autor, convirtiéndose en lo que llamamos prosumer, es decir, en alguien que consume contenidos pero que al mismo tiempo los produce. Una de las cosas más fascinantes de este proceso es que no fue resultado de ningún ejercicio consciente sino algo espontáneo que se dio de forma gradual. Ya llevábamos años inmersos en la web 2.0 cuando Tim O’Reilly empezó a analizar el fenómeno y acuñó la expresión con éxito.

Más allá, “parece” que actualmente estamos inmersos en la Web 3.0, algo que solo seremos capaces de definir con claridad con el paso del tiempo. En la actualidad, esta expresión se utiliza para describir la evolución del uso y la interacción de las personas en Internet, lo cual abarca ámbitos muy distintos: algunos de ellos son la geolocalización, la web semántica, la inteligencia artificial y el big data (nuevas formas de procesar cantidades masivas de datos para generar conocimiento). La expresión Web 3.0 apareció por primera vez en 2006 en un artículo de Jeffrey Zeldman. Actualmente existe un debate considerable en torno a lo que significa Web 3.0, y cuál es la definición más adecuada.

Buena parte de las ideas de la 3.0 siempre han estado ahí. No hay un gran cambio sino que en el fondo hablamos de una Web 2.0 mejorada.

* Más información del Postgrado en Comunicación y Marketing Digital

Alfredo Ruiz

Experto en estrategias de comunicación y contenidos para empresas y personas. Especializado en posicionamiento de marca, Content Marketing y mejora de Currículum. Autor de “Guapos y pobres” y otros libros inclasificables. Apasionado de la divulgación y la comunicación. Más sobre mí en www.madeinalf.com/home


Danos tu opinión!

Danos tu opinión!

mensaje

name *

email *